sábado, septiembre 17, 2011

¡El avión, el avión! (II)



Cosas de la naturaleza, hace poco más de tres años la erupción de El Chaitén hizo estragos unos cuantos kilómetros al sur. Más allá de alguna pequeña precipitación de cenizas finas, pronto todo volvió a la normalidad salvo la operación del famoso aeropuerto, meses después y trámites varios mediante, se escuchó el primer avioncito de línea.

Cosas de la naturaleza, hace poco más de tres meses, el volcán del complejo Puyehue-Cordón Caulle, a escasísimos 100 km (resultó ser demasiado poca distancia para un volcán) hizo erupción, nos regó de arena un día y luego nos propinó varias repasadas de ceniza fina. Hoy la cosa está estable, nos acordamos del volcán cuando el viento lo trae o revuelve lo que hay en el piso (o dicho con mayor sensibilidad, cuando nos enteramos lo que sufren los pobladores y animales de la línea sur y claro de La Angostura). Pero lo más palpable para la ciudad es la falta del aeropuerto, conexión indispensable para alimentar la gran industria turísitica montada aquí. Esta vez fue más difícil, aunque seguramente Bariloche tiene más peso que Esquel en términos de movimiento de pasajeros (económico-políticos), hubo que involucrar más recursos, desarrollar un modelo de previsión de precipitación de cenizas (ya no basta la simple inspección visual), afirmar la arena que está en el piso, gestiones varias entre diversos organismos estatales y privados, etc. Muchas vueltas, pero llegó el día. Y como el volcán aún se resiste a calmarse, solo nos queda esperar que el viento sople para el otro lado y que los modelos de previsión funcionen bien.

2 Comentarios:

Blogger Euphoria espetó...

Era hora! Y decime una cosa, vos que sos un tipo informado, mi pregunta es: Se sabe hasta cuándo va a molestar el volcán? Algún geólogo/ vulcanólogo vecino puede decir si esto es para unos meses, días o años más?

18/9/11 07:08  
Blogger MaxD espetó...

Tu pregunta es un cuchillazo al corazón de la previsibilidad. Los que saben dicen que no saben hasta cuándo (¡Hasta cuándo!-dijo la vieja) va a molestar el volcán. Sin embargo podría decirse que se habla en términos de meses, muy paulatinos. Soy un fanático de los reportes diarios del volcán y la cosa está estable (demasiado) hace más de un mes, incluso te entusiasmás que los valores medidos van bajando, hasta que vuelven a subir de golpe. Pinta que todo va a ser muy paulatino... y eso será solo para que empiece otra historia: la de los años que llevará que la arena que quedó en el piso se asiente, se vuele o deje de ser un tema.

19/9/11 07:52  

Publicar un comentario

Enlaces a esta nota:

Crear un vínculo

<< Home